Uno de los errores más típicos que suele cometer un emprendedor -sea pequeño, mediano o grande-, es confundir el saber un oficio o elaborar un producto, con el negocio. Y se lanza a emprender sabiendo cómo sembrar, coser, hacer pan o confeccionar ropa, pero sin...

leer más