¡En todas partes! En este artículo te ofreceremos tres tips que van a ayudar a encontrar todas las oportunidades que están al alcance de tus manos.

 

Tip #1 Apagá el piloto automático de tu vida

Emprender consiste en ser el que mejor soluciona un problema en la comunidad de la que sos parte o bien maximizar los placeres de los que disfruta la sociedad.

Para poder identificar qué le molesta a las personas o que disfrutan mucho necesitas estar atenta/o. Escuchá a la gente activamente, mirá qué hacen, ponete en el lugar de otros e intentá entender cómo se sienten.

Tu producto o servicio tiene que solucionarle algo a alguien. Hacer la vida más fácil o mucho más placentera.

 

Tip #2 Hace un listado de los productos o servicios que se ofrecen pero no son buenos

A veces no hay necesidad de “inventar la pólvora”. Basta con hacer las cosas mejor.

Emprender se trata de hacer un buen negocio. Si hay alguien que no hace bien las cosas y aún así tiene clientes, es probable que a vos te paguen por hacer lo mismo pero mucho mejor.

 

Tip #3 Habla con turistas y personas de tu comunidad con las que antes no hayas interactuado.

Hablar con extraños (o a las menos personas con las que no hablamos seguido) nos invita a mirar lo que nos rodea desde otra perspectiva. Hablamos de temas no habituales, se mencionan anécdotas y situaciones de otros contextos. Este ejercicio estimula la creatividad y nuestra curiosidad. Incluso muchas veces son esas personas desconocidas las que nos dan la idea que estamos buscando!

¡Es hora de poner en práctica lo sugerido!

Estos son tres tips son fantásticos: no tienen costo; se encuentran al alcance de todos; y son de rápida implementación.

Exitos en esta etapa!